miércoles, 11 de mayo de 2011

Las Salas de Batalla y los COnsejos Comunales en Nueva Esparta.

Con fecha 11 de mayo de 2011, el Sol de Margarita, informa que los consejos comunales (CC) de la entidad insular, al igual que los de todo el territorio nacional, confluyen en un mismo lugar: las Salas de Batalla. Allí un problema se convierte en el de todos.

La asistencia a estas instituciones del Poder Popular son de suma importancia, pues en ellas los voceros de los diferentes CC discuten los temas relacionados con el desarrollo y bienestar de las comunidades que representan.

La permanencia y presencia en las reuniones semanales no es obligatoria; sin embargo, cuando los representantes comunales no asisten se distancian de su papel como intermediarios entre la comunidad y las instituciones que financian o instruyen a los voceros.

Al separarse de la organización que agrupa a todos los CC, los integrantes no sabrán cómo priorizar los proyectos porque no cuentan con una supervisión o guía.

El representante del CC D y G de Villa Rosa, Luis Malavé, explicó que a la Sala de Batalla del municipio García asisten las instituciones que mantienen una vinculación directa con las organizaciones del Poder Popular.

De esta manera, los CC son los que buscan ante los especialistas la aprobación para ver si el proyecto se adecúa a las necesidades de la población.

Una de las metas de esta instancia de participación ciudadana es que los voceros tengan un espacio para discutir y compartir sus experiencias, a la hora de elaborar los planes de inversión.

Otro de los objetivos es la discusión ideológica para formar a los integrantes en el ideal que persigue el modelo de gobierno que enarbola el mandatario nacional.

La directora de la Fundación para la Promoción y Desarrollo del Poder Comunal (Fundacomunal), Anarubis Rodríguez, explicó que en la entidad existen 15 salas de batallas y una está en proceso de formación en Coche.

La dinámica en las reuniones se desarrolla con seis mesas de trabajo donde los voceros discuten temas específicos. No existe normativa alguna que limite el número de participantes a las salas; mientras más personas quieran participar, es mejor. Así se enriquece el trabajo del resto del equipo que busca la construcción de la comuna

Fuente:
http://www.elsoldemargarita.com.ve/Noticias.aspx?NoticiaId=79300&Seccion=1

No hay comentarios: