viernes, 15 de mayo de 2009

La lectura como herramienta para promover un pensamiento socialista.

El día 13 de mayo de 2009, Carlos Duque, Coordinador del Plan Revolucionario de Lectura, brinda una entrevista a Ultimas Noticias, que es publicada ese día en la página 85 y mediante el cual desarrolla el tema del Plan Revolucionario de la Lectura.

Carlos Duque señala que el Plan “tiene como objetivo la democratización del libro y la lectura, como un acto colectivo que permite otra visión de la cultura bajo los valores y principios del socialismo bolivariano. Entre sus objetivos está el fortalecimiento de la identidad latinoamericana y antiimperialista.”

Lo cual es absolutamente coherente con la declaración de principios que hace varios años aprobó el CENAL. Para Carlos Duque, el Gobierno Bolivariano, ha sido el que en la historia patria ha invertido más en lo que se refiere a producción, edición y publicación de libros.

Esta afirmación la hace en la web oficial del MINCI el día 14 de mayo de 2009 y en la que encuentro la siguiente declaración de este funcionario:

“Desde la llegada del comandante Hugo Chávez a la presidencia, hemos visto un desbordamiento de literatura, que de forma verdadera, está al alcance del pueblo venezolano”.

¿Qué contenido tendrán los libros en el Plan Revolucionario de Lectura?

El periodista Sergio Moreno de Ultimas Noticias, le pregunta en la entrevista del 13 de mayo de 2009 a Carlos Duque, si en el contenido de los libros privará el socialismo.

El funcionario, respondió que todos esos libros, o esas lecturas, serán asumidas en base a la tendencia editorial que hemos desarrollado en la Plataforma de la Lectura. El periodista insiste y señala que entre los objetivos señalados se menciona el antiimperialismo, a lo cual inmediatamente responde Duque lo siguiente:

“Por supuesto que el socialismo es lo contario al imperialismo. Si es un Plan Revolucionario de Lectura, dentro de un sistema socialista, la lectura que las personas escojan va a ir enfocadas hacia eso”.

En esa entrevista, se indica que entre los libros habrá una selección de Orlando Araujo, Julio Cortázar, Aquiles Nazoa, Eduardo Galeano, Bolívar, el Ché….

Sobre el contenido de los libros, he conseguido el blog del Bibliotecario Eddy Díaz Souza, que tiene por contenido temas relacionados con su área, denominado Artedfactus, en el cual con fecha 14 de mayo registra un artículo sobre esta materia que fue publicada en El País de España y en el que se informa que el Plan Revolucionario de Lectura ha sido diseñado, para generar un acto colectivo orientado a fomentar el socialismo.

Al respecto la nota de prensa española, destaca sobre los libros lo siguiente:

“Las bibliotecas han sido rápidamente equipadas con ejemplares de El socialismo venezolano y el partido que lo impulsará, un libro escrito por el ministro de Finanzas, Alí Rodríguez, y el vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela, Alberto Müller Rojas. También con títulos como ¿Por qué soy chavista?, del ex ministro del Poder Popular para la Cultura Farruco Sesto, e Ideas cristianas y otros aportes al debate socialista, que reúne extractos de los discursos de Hugo Chávez en torno al tema de la condición socialista de Jesucristo.”

Luego he conseguido otro artículo con fecha del 10 de mayo de 2009, en El Universal, y en el cual se destaca que con la Biblioteca Popular de Consejos Comunales, que contiene cien títulos y que son del sello El Perro y La Rana, se construye las bases para iniciar a nivel comunal la conformación de las Escuadras Revolucionarias de Lectura, como se llamará la figura que une a las personas que desean incorporarse al plan.

Si nos preguntamos cuáles son esos títulos, la investigación que realizo me lleva a ese mismo artículo de El Universal que señala que entre los títulos de la Biblioteca de los Consejos Comunales que se han entregado se puede mencionar: Barrio Adentro: misión esperanza, misión vida, de Elizabeth Santana; Che, comandante del Alba, de Modaira Rubio; Discursos de Hugo Chávez, de Leonardo Ruiz; Diarios. Una selección, de Francisco de Miranda; El código Chávez, de Eva Golinger; y La magia de los libros, de Luis Beltrán Prieto.

¿Cómo opera el Plan Revolucionario de Lectura?

A través de lecturas en colectivo a través de las llamadas escuadras revolucionarias de lectura, que estarán conformadas por entre ocho y doce personas.

El Ministerio para la Cultura en su web oficial destaca que el Plan Revolucionario de Lectura operará de la siguiente manera:

1- Grupos de 8 a 12 personas, que según el Ministerio de Ciencias, se reúnan con el deseo y el compromiso social de desarrollarse como colectivo en el ámbito sociocultural y realizar aportes para la construcción del socialismo bolivariano, bajo la figura de la Escuadras Revolucionarias de Lectura.

2- Puede nacer esta propuesta en Consejos Comunales, instituciones del estado, organizaciones sociales, escuelas, liceos, universidades, aldeas universitarias, empresas de producción social, FAN o ciudadanía en general.

3- Conformado la Escuadra entonces se hace contacto con la oficina que coordina el Plan, y se les registra asignándoles un código que los identifica.

4- Registrados, se les asigna un promotor de lectura, si no hay quien quiera asumir esa tarea.

5- En un primer momento se le acompaña en sus encuentros, aportando herramientas organizativas y de aprendizaje para que uno de sus miembros asuma el rol de promotor.

6- El lineamiento exige que el grupo se reúna una vez por semana en horario y ambiente acordado previamente. Una vez conformado el gobierno a través del Plan les enviará el material bibliográfico respectivo.

7- Se puede compartir material bibliográfico entre sus miembros y dar aportes en base a su experiencia.

Sobre el tema de las Escuadras Revolucionaria de Lectura, la periodista Milagros Socrro señala en Analítica.com el 6 de mayo de 2009, al respecto que

“Lo más probable es que las escuadras de lectura que logren conformarse, a pesar de la improvisación, el seguro robo de los recursos, la gresca entre los jefecitos, los “poetas” conocidos como tal no por la frecuentación de las itálicas sino de lo etílico, la terrible desorganización, en fin, a pesar del chavismo, no pasen de un barullo sobre el cual trate de imponerse a gritos un pobre tipo leyendo textos de Mijail Bakunin (“El Estado es un inmenso cementerio al que van enterrarse todas las manifestaciones de la vida individual”) o los cuadernos de ideologización vendidos por los Castro a precio de oro.”

Las etapas del Plan según El País de España:

El Plan Revolucionario de Lectura, “al menos en su primera etapa, está dirigido a los adultos agrupados en las organizaciones vecinales, obreras y estudiantiles creadas por el Gobierno como base social de su proyecto político: a los Consejos Comunales, a las Empresas de Producción Social, a las Aldeas Universitarias".

Luego vendrá el turno de los “colectivos neoalfabetizados” de las escuelas y los hospitales."

Las Escuadras Revolucionarias de Lectura serán, según las instrucciones repartidas por el Ministerio de Cultura entre los consejos comunales, “la unidad básica de organización comunitaria y funcionarán como grupos de lectura en los que la selección del material bibliográfico estará definida ideológicamente, dado el contexto político y los objetivos del plan”. A ellas, ordena el Ministerio, les corresponde desarrollar la etapa “de consolidación de la lectura para el pensamiento crítico y revolucionario.”

¿Por qué es revolucionario el Plan?

Lo responde el propio Ministerio del Poder Popular para la Cultura, en su web oficial cuando textualmente señala:

1- Fortalece nuestra identidad latinoamericana y antiimperialista.

2- Busca desarrollar una nueva ética hacia una educación y cultura socialista, que promuevan valores humanísticos enmarcados en la concepción de la mujer y el hombre nuevo.

3- Contribuye a un nuevo enfoque esclarecedor y descubridor de la historia de nuestros pueblos.

4- Reivindica la lectura en colectivo a través de la formación de la Escuadra Revolucionaria de Lectura (ERL).

5- Despierta en el individuo la curiosidad, la imaginación y la sensibilidad creadora, que le permiten interpretar y expresar su entorno desde una nueva mirada.

6- Provee de herramientas que permiten discernir entre la realidad y la tergiversación impuesta desde los laboratorios de alienación cultural.

7- Incluye a toda la población venezolana desde niños, niñas y adolescentes hasta el adulto mayor.

8- Posee un amplio marco teórico que incluye temas que abarcan buena parte de lo pluricultural y multiétnico plasmado en nuestra Constitución.

9- Ofrece al pueblo un panorama universal de la literatura, haciendo especial énfasis en nuestros autores y autoras venezolanos y latinoamericanos.

10- Permite colocar a los venezolanos en la ofensiva de la “Batalla de las Ideas” tomando como eje fundamental los pensamientos de Bolívar, Simón Rodríguez, Martí, Mariátegui, Ernesto Che Guevara…”

Conclusión sobre el Plan y su alcance:

La única conclusión que se puede sacar, es que el Plan empieza a darle vida a la Declaración de Principios del CENAL, Centro Nacional del Libro, ente rector de la política del libro en el país y para ello basta citar dos párrafos del mismo, que considero orientan bien cualquier análisis que se haga del Plan y su alcance:

“Escribir y leer son esencialmente prácticas socialistas. Si bien es cierto que forman parte de un acto íntimo en el que se despiertan valores y códigos desde una perspectiva muy personal, también contribuyen a crear una red de textos y lecturas donde se reflejan valores que responden a una realidad compartida.

De allí la necesidad de abolir la hegemonía del mercado y la subordinación al mismo, hasta el punto de determinar las temáticas, los campos del saber, los valores simbólicos, la información y el conocimiento que debe circular en las sociedades a través de los libros. Bajo una concepción que confiere carácter socialista a los actos creativos de escribir y de leer, la oferta editorial y los contenidos que subyacen en ellos deben ser accesibles para el pueblo y satisfacer su demanda de conocimiento. “


No cabe duda que la Cultura se convierte en un instrumento para construir un pensamiento único en el país, siendo para las empresas privadas, esta política nada sencilla de enfrentar, pues ante la distribución gratuita, la venta del libro, aún a costos muy económicos en un país donde ni el papel es garantizado para su impresión y las imprentas tienen costos elevados, pues sin duda queda el sector público privilegiado, frente al privado.

Fuentes:
http://www.cenal.gob.ve/
http://www.ministeriodelacultura.gob.ve/index.php?option=com_content&task=view&id=7545&Itemid=192,
http://www.analitica.com/va/politica/opinion/7041172.asp
http://www.elpais.com/articulo/internacional/Chavez/lanza/revolucion/cultural/elpepiint/20090514elpepiint_1/Tes
http://cine.eluniversal.com/2009/05/10/til_art_letra-con-socialismo_1380927.shtml
http://artedfactus.wordpress.com/

No hay comentarios: