sábado, 3 de diciembre de 2011

Expertos laboralistas analizan reforma laboral.

Con fecha 3 de diciembre de 2011, Diario El Correo del Caroní bajo la firma de Clavel Rangel Jiménez, informa sobre la reforma laboral y afirma:

"Si en algo coinciden los profesionales del Derecho del Trabajo es que la reforma o la nueva Ley Orgánica del Trabajo debe ser discutida ampliamente, con lupa, y digerida por todos los actores sociales.

Algunos sostienen que sólo hay que hacer ajustes y cumplir el marco legal actual; otros proponen iniciar de cero y sin cátedras en la redacción de una nueva legislación.

Esas visiones fueron compartidas en el inicio de la I Jornada Nacional de Derecho del Trabajo, Derecho Procesal Laboral, Lopcymat e Inpsasel organizado por el Observatorio Venezolano de Investigaciones Jurídicas, Económicas y Sociales (Ovijes) que termina hoy en el auditorio del CTE Cachamay.

La participación relacionada con la reforma a la LOT fue la del profesor de Derecho del Trabajo en la Universidad Central de Venezuela (CTV) y asesor de la Comisión de Asuntos Sociales de la Asamblea Nacional, Carlos Sainz Muñoz, quien expuso que “la ventaja de la nueva ley es que todo el mundo va a partir de cero, las catedrales se acabaron, vamos a tener un nuevo derecho”.

Sainz parte del reconocimiento de que la Asamblea Nacional está en mora. “Más que desinterés, creo que hubo retardo y poca iniciativa de las organizaciones sindicales. No hubo mucho interés de los trabajadores y por eso no salió, cuando hay interés de los trabajadores las leyes salen rápido”.

No comparte el argumento de que haya poco tiempo para la discusión y no objeta que se haga vía habilitante.

“Cuando se declaran las prestaciones sociales como derecho adquirido, en 1974, se declaran con retroactividad con una habilitante y nadie dijo nada”, comentó.

Cree que en esta oportunidad se trata de una nueva Ley del Trabajo que se ampara en la Constitución Bolivariana de Venezuela, a la cual considera más profunda que la de 1961.

En la comisión hay papeles de trabajo que han llegado a 670 artículos, 11 títulos donde se desarrollan los principios más importantes. “Se trata de una ley obrerista, que reivindica los derechos de los trabajadores, crea nuevos actores sociales y reivindica que los procedimientos en la Inspectoría sean más rápidos”, entre otros puntos.

El abogado adelantó que hay un artículo que impide que los dirigentes sindicales sean imputados por el ejercicio de sus funciones; esto como contraparte a la reforma del Código Procesal Penal que permite que trabajadores y dirigentes sean imputados penalmente por el ejercicio de sus funciones.

Sainz se dice optimista ante el proceso venidero. Considera que hay tiempo suficiente para que los papeles de trabajo sean discutidos por los trabajadores y que las organizaciones sindicales se organicen generando asambleas públicas en sus sitios de trabajo.

Cumplir la vigente

El especialista en Derecho Procesal de la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB), Luis Alfredo Hernández Merlanti, en entrevista al Correo del Caroní hizo énfasis en la necesidad de que se llame a una nueva consulta pública, adicional a la que la Asamblea Nacional promovió en el 2009.

“Creo que si lo que están haciendo los sindicatos, las empresas y los trabajadores es aportar ideas, algún tipo de planteamiento serán bienvenidas, lo que habría que ver es si son tomadas en cuenta”.

Sostiene que el país, en estos momentos, no tiene la capacidad de asumir el reto de una nueva ley con un régimen de prestaciones sociales de carácter retroactivo, “no lo tiene ni la empresa privada y menos aún el Gobierno”.

Y, tomando en cuenta que el primer deudor de pasivos laborales es el Estado venezolano, cree perjudicial para el propio Ejecutivo medidas como éstas.

“Si me preguntan, no es necesario hacer una reforma de la Ley Orgánica del Trabajo, lo que hay que hacer es hacerla cumplir, que es distinto. Si tuviéramos un régimen que se cumpliese, no estaríamos buscando otra cosa”.

Delicada

El miembro de la Asociación Venezolana de Abogados Laboralistas (AVAL), Jaime Heli Pirela León, resaltó que en este debate es indispensable conciliar los intereses de todos los actores sociales involucrados.

“Necesitas una Ley Orgánica del Trabajo que garantice derechos tanto para empleados como para empleadores, que tenga flexibilidad para que una empresa marche y tenga beneficios para las personas que laboren y hacen que esa empresa marche”.

De no hacerse así, los riesgos son muchos. En todo caso y como aún no hay una propuesta definitiva, señaló que hay que revisar con lupa cada uno de los planteamientos y sus repercusiones, sobre todo considerando que se trata de un año electoral.

Por ejemplo, puntualizó que la reducción de la jornada laboral -en su opinión- debe ir aparejada de conciencia en que los trabajadores entiendan las implicaciones de la productividad o los riesgos de producir horas extraordinarias, contraproducentes con la propia ley.

Estas y otras consideraciones están sobre la mesa. En todo caso, los especialistas señalan que todo lo definirá qué propuestas se incluyen y qué otras quedan rezagadas en el debate, cuya amplitud está a prueba.

Fracturas evidentes

Contrarios a los dirigentes que sostienen que los consejos de trabajadores se constituyen la legalización del paralelismo sindical, el abogado Carlos Sainz Muñoz cree que se ha satanizado la figura. No duda de que, en algunos casos, se hayan dado situaciones pero considera que parte de estos males se deben a la fragmentación del movimiento sindical.

Aseguró que en el papel de trabajo presente en la Comisión de Asuntos Sociales de la Asamblea Nacional, se estipula que los consejos de trabajadores, en ningún caso, podrán ejercer funciones vigentes en la Constitución ni en el convenio 87 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT)."

Fuente:

2 comentarios:

Maria Labrador dijo...

CONTINUIDAD LABORAL
Con los años se ha hecho una práctica recurrente contra los trabajadores el rompimiento malintencionado de la continuidad laboral, en función de beneficiar a la empresa, grupos empresariales o consorcios. El hecho es que cuando un buen trabajador, por su desempeño y tiempo de antigüedad le corresponde un ascenso importante con una mejora considerable en remuneración y beneficios, algunos empresarios lo dejan cesante hasta por un año para luego, una vez rota la continuidad laboral, llamarlo y ofrecerle un cargo de mayor responsabilidad, pero con menor salario y con reducción de los beneficios que por derecho le correspondían de haberse .
Creo que en la LEY ORGANICA DEL TRABAJO (LOT), debería incluirse un artículo que proteja al trabajador cesante que reingresa a la misma empresa o a empresas del mismo grupo, estableciendo un mayor lapso de tiempo para garantizar la continuidad laboral y por lo menos el salario previo y todos los beneficios del trabajo anterior.
Ejemplo: “Se garantiza la continuidad laboral y al menos la misma remuneración con todos los derechos correspondientes al cargo anterior, si el reingreso de un trabajador cesante se produce en un período de hasta un año, en el mismo o mejor cargo y dentro de la misma empresa, grupo de empresa o consorcios.”

Maria Labrador dijo...

CONTINUIDAD LABORAL
Con los años se ha hecho una práctica recurrente contra los trabajadores el rompimiento malintencionado de la continuidad laboral, en función de beneficiar a la empresa, grupos empresariales o consorcios. El hecho es que cuando un buen trabajador, por su desempeño y tiempo de antigüedad le corresponde un ascenso importante con una mejora considerable en remuneración y beneficios, algunos empresarios lo dejan cesante hasta por un año para luego, una vez rota la continuidad laboral, llamarlo y ofrecerle un cargo de mayor responsabilidad, pero con menor salario y con reducción de los beneficios que por derecho le correspondían de haberse .
Creo que en la LEY ORGANICA DEL TRABAJO (LOT), debería incluirse un artículo que proteja al trabajador cesante que reingresa a la misma empresa o a empresas del mismo grupo, estableciendo un mayor lapso de tiempo para garantizar la continuidad laboral y por lo menos el salario previo y todos los beneficios del trabajo anterior.
Ejemplo: “Se garantiza la continuidad laboral y al menos la misma remuneración con todos los derechos correspondientes al cargo anterior, si el reingreso de un trabajador cesante se produce en un período de hasta un año, en el mismo o mejor cargo y dentro de la misma empresa, grupo de empresa o consorcios.”