martes, 6 de julio de 2010

Comunas: Fraude a la Constitución. Opina Juan Lárez Marcano en Ciudad Bolivar.

Con fecha 6 de Julio 2010, el Diario El Progreso, de Ciudad Bolívar, publica un artículo o un análisis sobre las Comunas que es elaborado por Juan Lárez Marcano, y que copio íntegramente a continuación:


"Las firmes intenciones del teniente coronel de convertir a nuestro país en un Estado comunista son evidentes. Desde hace tiempo ha venido armando su rompecabezas para lograr su fin. Las comunas es una de las piezas que tiene el sátrapa bajo la manga para dar forma a su fantasioso y engañoso mundo. La Ley de las Comunas no tiene basamento constitucional, y corresponde a una de las propuestas rechazadas por el electorado cuando el presidente de la República intentó reformar la Constitución.

Nuestra Carta Magna es de corte democrático y en su contenido no se le reconoce derecho alguno a las comunas, ya que no existen como tales, nuestra norma fundamental es producto de un proceso evolutivo, copia exacta de la herencia política, social, económica, religiosa y cultural de nuestro pueblo.

Es un nuevo invento del gobierno para concentrar más poder y dar al traste con las instituciones ya establecidas, se trata de un fraude a la Constitución. De allí, que muchos intelectuales, organizaciones políticas y demócratas del país estén planteando la posibilidad de invocar el artículo 333 que señala: "Esta Constitución no perderá su vigencia si dejare de observarse por acto de fuerza o porque fuere derogada por cualquier otro medio distinto al previsto en ella. En tal eventualidad, todo ciudadano investido o ciudadana investida o no de autoridad, tendrá el deber de colaborar en el restablecimiento de su efectiva vigencia". Igualmente el artículo 350 que consagra: "El pueblo de Venezuela, fiel a su tradición republicana, a su lucha por la independencia, la paz y la libertad. Desconocerá cualquier régimen, legislación o autoridad que contraríe los valores, principios y garantías democráticas o menoscabe los derechos humanos".

Sin lugar a dudas, que la Ley del Consejo Federal de Gobierno y su Reglamento, los proyectos de Leyes del Poder Popular, de las Comunas y del Sistema Económico Comunal y la subsiguiente creación de los distritos motores de desarrollo, con sus respectivas Organizaciones del Poder Popular y las cadenas productivas socialistas; son los instrumentos con los que el Presidente de la República, decretará la muerte de la división político territorial de la Nación y con ella la definitiva destrucción de las 1.300 Parroquias, los 336 Municipios, de los 23 Estados y del distrito Metropolitano de Caracas. Está perfectamente claro el proyecto Presidencial, que no es otro, que el derrotado en la propuesta de Reforma Constitucional el pasado diciembre de 2.007 y con la instauración por la fuerza de estas Leyes inconstitucionales, encamina al País hacia un modelo político, absolutamente contrario al contenido en nuestra Carta Magna, que nos define como un Estado Social, de derecho, democrático, plural, descentralizado y de gobiernos elegibles y revocables.

Con la formación de un Parlamento Comunal, se estaría creando una organización paralela y se socava la columna vertebral del sistema democrático. Con dicha creación, se demuestra que cuando una persona quiere aferrarse en el poder y las instituciones no se lo permiten, las anulan, cierran o sobrepasan, y es exactamente lo que estamos observando en nuestro país. La Comuna tiene su historia y es muy distinta a la historia del estado, municipio y parroquia, figuras que si están contempladas en nuestra Constitución. Esta Ley controversial que discute actualmente la Asamblea Nacional (AN) da origen a interrogantes como estas: ¨Tiene la AN la facultad constituyente para la aprobación de esta Ley? ¨Podrá esta Ley modificar la División Político Territorial con base a los municipios? ¨Pierden competencia las Gobernaciones y Alcaldías con esta Ley? ¨Fue consultado el pueblo para este cambio tan radical? ¨Es constitucional esta Ley? El disfraz más llamativo en este carnaval de embustes es cuando los parlamentarios para justificar su proyecto, señalan que su aprobación es para evitar la excesiva burocracia, que está matando al municipio y para encara al viejo capitalismo.

El corazón tiene razones que la razón no entiende y con estos revoltosos hay que dormir con un ojo cerrado y otro abierto, con la aprobación de esta Ley de Comunas vamos a estar a las puertas de una anarquía socialista y lo grito a todo pulmón: las comunas es un fraude a la Constitución."


No hay comentarios: