jueves, 14 de mayo de 2009

Los Consejos Comunales quedarían sometidos al proyecto de construcción del socialismo del siglo XXI.

El artículo 2 del proyecto aprobado en primera discusión define al Consejo Comunal, como la instancia de participación, articulación e integración entre ciudadanos y las diversas organizaciones comunitarias, movimientos socialies y populares, que permiten:

-Ejercer el gobierno comunitario.
-Gestión directa de políticas públicas.
-Gestión directa de proyectos que respondan a las necesidades, potencialidades y aspiraciones de las comunidades.
Este artículo propuesto, agrega a la ley vigente, el termino: gobierno comunitario y el de las potencialidades de las comunidades.
Pero donde considero que empieza el sometimiento de estas instancias hacia el proyecto de gobierno, es en su última frase, en la cual, a todas luces, someten esta instancia y sus actividades hacia la "construcción del nuevo modelo de sociedad socialista de igualdad, equidad y justicia Social."
Esto no nos debe llamar al asombro, cuando han salido una serie de leyes vía decreto-ley con la misma orientación y más cuando distintas declaraciones reflejan el sentido que le han querido dar a esta reforma de Ley, veamos:
Diputado Darío Vivas, ANTV - 12 de mayo 2009:
“El pueblo no puede estar al margen de la transformación y de los cambios y de la propuesta de un nuevo modelo económico como es el socialismo (…) nosotros creemos que los consejos comunales son la base social para la construcción de un nuevo modelo político en Venezuela”.

Asimismo, el diputado acotó que también tiene un “orientación política” así como una “nueva visión de los consejos comunales“.

También señaló Vivas que una vez que este proyecto de ley sea aprobado en segunda discusión por la Asamblea Nacional, los consejos comunales “tomarán un nuevo rumbo“, en función de seguir profundizando la participación y protagonismo popular.
Diputado Rafael Delgado, ANTV - 16 de marzo de 2009.
“es un instrumento legal que está siendo acompañado por un decreto presidencial también, que trata de consolidar el poder popular, pero en el fondo de esa reforma lo que se ha venido planteando en términos generales, lo que se está haciendo es, en primer lugar, revisando la concepción popular de los consejos comunales, porque la que se tenía hace tres años no es la misma que se tiene ahora de cara a las comunas socialistas, entonces hay que revisar en el fondo esa concepción de los consejos comunales”.
Si el rumbo y orientación de los Consejos Comunales es hacia el socialismo del Siglo XXI, me pregunto: ¿qué sucederá con el registro de aquellos Consejos Comunales, que en el ejercicio del Derecho ciudadano y constitucional a participar, deseen registrar esta instancia y se ubiquen geográficamente o bien se integre por algún o algunos voceros que son reconocidos como "opositores", en un país que se divide entre seguidores y "traidores" a la revolución.?
Y la pregunta la hago pues una de las novedades que presenta al menos este documento aprobado en primera discusión es la figura de la abstención al registro del Consejo Comunal, previsto en el numeral 1 del artículo 36 del proyecto de ley:
Artículo 36. El ministerio del poder popular con competencia en materia de participación ciudadana, únicamente podrá abstenerse del registro de un consejo comunal en los siguientes casos:

1. Cuando tenga por objeto finalidades distintas a las previstas en la presente Ley.

Si la decisión está en manos de un ministerio, que representa al gobierno y su orientación, como es lógico, vuelvo a preguntarme: ¿será que podrá abstenerse a registrar ese Consejo, si no hay una indicación expresa y compromiso de trabajar por el socialismo del siglo XXI?. Y la pregunta surge porque en la práctica muchos consejos comunales, que han cumplido los pasos para su constitución aún esperan por su registro, el cual no ha procedido por una, varias o multiples razones, muchas de ella uno puede interpretar que simplemente no quieren que sea registrado.

Otro de los artículos en los que fundamento la tesis, mediante la cual sostengo que ahora los Consejos Comunales estarán más sometidos al Socialismo del Siglo XXI, es decir estarán más condicionada su existencia a ese propósito que persigue el gobierno nacional, como proyecto político, está dado en el artículo aprobado en primera discusión como el número 3, el cual incorpora algunos valores y principios que no aparecen en la ley vigente, tales como:

-Participación

-El colectivismo,

-El libre debate de ideas,

-Etica y pluralismo político.

Estos son algunos de esos valores y principios incorporados. En relación al último, se debe aplaudir desde todas las ópticas que se hable de pluralismo político. Ahora bien, aún cuando aparece, parciera que podría quedar allí como un conjunto de palabras escritas y nada más, pues resulta que ese mismo artículo condiciona que todos esos valores y principios se someten a la tarea de "establecer una base sociopolítica del socialismo del siglo XXI, que consolide un nuevo modelo político, social, cultural y económico. ¿Dónde queda el pluralismo político?. "

Otro punto y el último sobre este aspecto, que considero se debe destacar, es que si uno compara la ley vigente con la propuesta, en la actual, no hay mención alguna al Socialismo del Siglo XXI, por lo que la ley vigente es mucho más amplia, plural y tolerante.

Fuente:

Informe primera discusión:

http://www.asambleanacional.gob.ve/index2.php?option=com_docman&task=doc_view&gid=1627&Itemid=124

No hay comentarios: